Marita Veron. La pelea cultural

Posted on 6 marzo 2012

0




Hernán Brienza

 El testimonio y el coraje de Susana Trimarco, la madre de Marita Verón, ha abierto un boquete en el andamiaje cultural de los argentinos. Durante el juicio que se lleva adelante y que desnuda la red de trata de personas que atraviesa el territorio del país, poniendo en peligro a miles de mujeres, ha producido un quiebre en la conciencia de millones de argentinos y, sobre todo, de hombres que hasta este momento no habían tomado conocimiento cabal del flagelo al que estaban sometidas las víctimas de la prostitución forzada. 

Los detalles narrados por Trimarco son como cañonazos disparados contra el andamiaje cultural machista de la sociedad occidental de la cual formamos parte. Hoy ningún hombre puede ser inocente cuando consume prostitución, ya sabe de qué va la cosa. Lo que no significa que toda postituta sea víctima de trata, pero al menos pone sobre la mesa una realidad que la estructura de justificaciones morales parecía haber ocultado. La doctrina de la prostituta romántica –enarbolada por escritores como Roberto Arlt, Leopoldo Marechal, Gabriel García Márquez, entre tantos otros escritores, o el modelo del filme Mujer Bonita o Canción de la Magdalena, de Joaquín Sabina– ha servido durante siglos, y décadas para “banalizar” –en términos de Hannah Arendt, adormecimiento de la conciencia– el daño infringido a muchas mujeres sometidas por la esclavitud o la miseria. Hoy ya no es posible aducir falta de conocimiento por parte de los clientes. 

El caso también ha servido para desnudar la red de complicidades policiales, políticas, judiciales y mediáticas con la que cuentan los delincuentes. Y como parecen ser cárteles instalados, el Estado por una cuestión, también, de lógicas hegemónicas debería acabar con esas tramas. ¿Legalidad y control del negocio por parte del Estado? ¿Blanqueo absoluto? ¿Guerra sin cuartel? La estrategia más adecuada deberá surgir de la reflexión y el consenso, sin duda. Pero lo cierto es que hay un antes y después en la sociedad argentina respecto del caso Marita Verón.

http://tiempo.infonews.com/2012/02/18/editorial-68004-tres-miniaturas-de-epoca.php

Posted in: General